Uno por uno

Entonces Felipe […] le anunció el evangelio de Jesús. —Hechos 8:35

Por David H. Roper - Tomado de Nuestro Pan Diario

Edward Payson fue un famoso predicador. Un lluvioso domingo, su audiencia era una sola persona. Meses más tarde, ese asistente solitario lo llamó y le dijo: «En aquel culto, acepté a Cristo como Salvador, porque cada vez que hablaba del pecado y de la salvación, yo miraba alrededor para ver a quién se refería, pero como no había nadie más, ¡no me quedaba otra opción que aplicar cada palabra a mi corazón y a mi conciencia!».

¿Estás dispuesto a arriesgarte?

«Entonces ellos, dando grandes voces, se taparon los oídos, y arremetieron a una contra él. Y echándole fuera de la ciudad, le apedrearon…» Hechos 7:57-58

Por Albert Lee - Tomado de Nuestro Pan Diario

¿Qué daría una persona a cambio de un iPad? ¡Un muchacho de 17 años dio un riñón! Al parecer, no tenía suficiente dinero para comprarlo, pero lo deseaba tanto que estuvo dispuesto a arriesgarse a una cirugía.

En Hechos 7, Esteban asumió un riesgo tremendo por proclamar las buenas nuevas de Jesús. Mientras hacía milagros, lo detuvieron, lo acusaron falsamente de blasfemar contra Dios y la ley mosaica, y lo llevaron frente al sumo sacerdote (6:8-14).

INSTRUMENTO ELEGIDO

El Señor le dijo: Vé, porque instrumento escogido me es éste, para llevar mi nombre en presencia de los gentiles, y de reyes, y de los hijos de Israel.Hch9:15.

Por Juan Manuel Martínez - Obispo Red ICAD

Se dice del apóstol Pablo que fue instrumento elegido por Dios, para dar a conocer el Nombre del Señor Jesús. Pero esta elección divina, no es una acción exclusiva de Dios para con algunas personalidades, o sólo con respecto a los líderes de la Iglesia.

Buenas nuevas para América Latina

Rebeca de Martínez - Pastora Congregacional

Una de las primeras provisiones de Dios para el bienestar del ser humano que había creado era el jardín, como fuente de alimento, y con el jardín la responsabilidad de ejercer la mayordomía de la creación y de cuidar y cultivar la tierra (Gen 1.28-29; 2.8-9). Sin embargo, al rebelarse contra la autoridad de Dios, el ser humano sufrió, y sigue sufriendo, las consecuencias del pecado en su relación con la tierra y lo que ésta produce (Génesis 3.17-19).

En estos años nos llegan estadísticas escalofriantes del hambre en varias partes de nuestro mundo, el resultado de desastres naturales como sequías o inundaciones, y de las injusticias y las guerras que causan el desempleo y la indigencia que condena a millones de seres humanos al hambre y a la muerte.

Vence las dificultades

“Y puestos en libertad vinieron a los suyos… y ellos, habiendo oído alzaron unánimes la voz a Dios...”  Hechos 4:23-24

Por Manuel Inés Martínez - Pastor

Cuando compartimos el Evangelio y las personas responden con incredulidad y rechazo, muchas veces nos desanimamos. Cuando tropezamos en la vida, nos abrumamos y nos frustramos. Cuando no alcanzamos las metas o nuestros deseos, en muchas ocasiones, buscamos la solución en cualquier lugar o persona, menos en Dios. Si Pedro y Juan hubieran hecho esto, el Evangelio no hubiera llegado a nosotros. Sin embargo, la lección que nos enseñan, es que las dificultades se vencen por el poder del Espíritu Santo, por lo cual es necesario buscar constantemente su llenura.

“…el que fue crucificado, ha resucitado…” Marcos16:6

Por Anita de Jiménez - Instituto de Formación Pastoral

Aquel en quien estaba la vida, la vida plena y absoluta como solo Dios la tiene, no pudo ser retenido por la muerte. El Señor Jesucristo resucitó al tercer día conforme a las Escrituras (I Corintios  15:4; Salmo16:8-10).

No podemos callar lo que hemos visto y oído

Por Juan Gabriel Quintero Berganza - Supervisor de Comunidad

Los apóstoles lo tenían muy claro, a pesar de las amenazas, la persecución y un sinfín de circunstancias adversas, expresaron una declaración desafiante: “porque no podemos dejar de decir lo que hemos visto y oído” Hechos 4:20 RV.